El artista holandés Daan Roosegaarde es el responsable de la que desde hoy es la impresión digital lenticular más gran del mundo.
Instalado en la terminal de salidas número 3 del aeropuerto de Schiphol (Amsterdam), este wallpaper ocupa más de 100 metros de largo por 10 centímetros de espesor y consigue que la imagen impresa produzca la sensación de profundidad y movimiento según desde donde se observe.

Impresión digital Wallpapers Backlit

No se trata de una tecnología nueva: la impresión lenticular tiene más de 70 años de historia y es común, por ejemplo, en juguetes infantiles.
En esta ocasión, el efecto tridimensional quiso reforzarse mediante a una iluminación led backlit -es decir, retroiluminada- consiguiendo un impacto visual todavía mayor.

La instalación gráfica, titulada Beyond (Más allá), es una experiencia que pretenden mostrar diferentes dimensiones de las nubes, mezclando aquellas doradas -características de la pintura de la Edad de Oro holandesa- con las que cualquiera de nosotros puede observar desde la ventanilla del avión.